El noble arte del Tailgating

Tailgating-01-1024x572

Septiembre es sinónimo de vuelta al cole, lo que en ámbitos deportivos se traduce en el retorno del football, profesional y universitario. Miles de aficionados vuelven a ponerse la camiseta, gorra, bermuda, chubasquero, falda, calzoncillo de su equipo favorito; desempolvan la bandera, insignia, banderín, bufanda, “terrible towel” y conducen de camino al estadio para volver a sentir la emoción del gameday como todos los fines de semana de la temporada. Tailgating-03-1024x764Pero hay algo más. Algo que, más allá de colores y rivalidades, se erige como la más genuina y auténtica tradición americana: el tailgating. Esa inexplicable pasión en la que tu coche (entiéndase coche como turismo, ranchera, pickup, 4×4, todoterreno, caravana, autocaravana, roulette, es decir, todo aquello mayor que un SEAT Ibiza, para entendernos) se convierte en una inmensa nevera ambulante y el maletero en la cocina-bar-escaparate de las más diversas delicatessen (por supuesto, nada dietético, light o bajo, ya sea en grasas, azúcares o todo lo sano que pueda existir) para gozo y disfrute de cuantos quieran acercarse.

La previa de los partidos se convierte en una vorágine de hambrientos y sedientos aficionados que abarrotan los aparcamientos, campos auxiliares y/o cualquier espacio lo suficientemente cercano al estadio que no les impida una caminata con el estómago lleno. En los fines de semana, por ejemplo, los campus universitarios se llenan con caravanas decoradas con los colores del equipo local en lo que se convierte en una fiesta en honor al football (en inglés), en la que es habitual que alumnos de varias universidades se reúnan para seguir el partido, así como padres, profesores, staff de las facultades y amigos de los jugadores.

Tailgating-04-1024x682La NFL reina en las tardes de domingo. Los estadios de la liga se llenan de color y ambiente horas antes de que el partido dé comienzo. Si eres un afortunado con la posibilidad de asistir a un tailgating no te olvides de llegar con hambre y no te preocupes por no llevar coche o dinero en efectivo. Una de las máximas, incluso ridiculizadas en la famosa serie de Los Simpson, es la costumbre de comer gratis aprovechando el contexto festivo, las ganas que tienen algunos de que su comida sea alabada y la atmósfera de confraternidad. De todas formas, aquí encontrarás una lista con los consejos que todo asistente debe conocer (en inglés).

Tailgating-06-1024x768El tema de la comida y bebida es fundamental. Durante una tailgating party se puede consumir alcohol legalmente, de forma excepcional. En todo el territorio de Estados Unidos, salvo Las Vegas, New Orleans y algunas zonas restringidas, el consumo de alcohol en la vía pública está penado, pero durante las celebraciones y previas de los partidos el consumo de alcohol se permite en la calle. En todo caso, la seguridad de los estadios y de la liga se reservan el derecho de permitir la entrada a aquellos aficionados que vayan un poco más contentos que el resto. En cuanto a la comida, lo más típico son las carnes hechas a la parrilla, las hamburguesas y perritos calientes cuanto más grasientos mejor y todo tipo de salsas estilo barbacoa, americana, chili. Aquí juega un punto importante la zona de Estados Unidos en la que te encuentres. Si estás en la zona de Texas o próximo a la frontera la cocina recoge la tradición Tex-Mex en la que la comida picante gana protagonismo frente al maíz dulce y el pimento cheese de la zona de Louisiana y los pantanos del Mississippi, sin olvidar la influencia española en la cocina del estado de la Florida. En definitiva, una variedad culinaria inmensa que vertebra todo el país desde las famosas patatas fritas de Maine hasta los mariscos de las costas del estado de Washington, sin mencionar ese inabarcable mundo del postre que sería inabarcable en un solo artículo.

Adjunto vídeo demostrativo. ADVERTENCIA – No ver bajo ningún concepto si te encuentras en las siguientes circunstancias:

  • Tienes un hambre monumental hasta el punto de considerar manjar cualquier cosa que en otras circunstancias solo te generaría indiferencia.
  • Acabas de pegarte la panzada del siglo y estás a punto de disparar los botones de la camisa, pantalón, etc..
  • Eres vegetariano, vegano o pussy en general.

No se puede cerrar este breve repaso sin recoger las nociones básicas y deberes obligados que todo tailgater debe conocer. En este enlace, se recogen algunos de los más importantes: Tailgate Basics y Must Haves (en inglés).

Tailgating-05-1024x700



Iván "Pireo"

Deportista, espectador y aficionado. Amante de cualquier competición y del deporte americano en particular. Resignado pero orgulloso seguidor de los Detroit Lions, Indiana Pacers, Seattle Mariners y Toronto Maple Leafs. Death Valley siempre será la casa de LSU y sus Fighting Tigers. Escribo en sportsmadeinusa.com. Editor y miembro del equipo de bloginterference.com

1 respuesta

  1. pimendez dice:

    Muy buen artículo, muy interesante y bien escrito. Muy buena la referencia final y la foto. Congratulations!!!!!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.